sábado, 15 de septiembre de 2018

Micología en el Valle del Jerte

Micología en el Valle del Jerte El Valle del Jerte es un destino micológico privilegiado durante el otoño. Te contamos por qué.

El Valle del Jerte, gracias a su microclima, orientación y variedad altitudinal es tierra de setas.

El producto micológico está en boga entre los viajeros que nos visitan cada otoño. Aquí se celebran Jornadas Micológicas, las setas están presentes en los menús de las Jornadas Gastronómicas Pastoriles e incluso existen empresas especializadas que organizan rutas micológicas. Pero vayamos por partes...

LAS SETAS Y EL JERTE
El ecosistema jerteño facilita la proliferación de hongos y setas casi todo el año, pero es en el otoño cuando aparecen las de mayor valor culinario. Justo cuando los paisajes comienzan a mudar su piel  con una gama cromática espectacular y llegan las primeras lluvias podemos encontrar en las laderas del Valle del Jerte una gran cantidad de especies de hongos y setas.

Entre ellas las más apreciadas son las setas comestibles: el Boletus edulis, la Amanita Cesárea, el champiñón, los níscalos, las carboneras o las lepiotas.

Micología en el Valle del JerteCONOCER Y RECONOCER LAS SETAS ES PRIMORDIAL
El reconocimiento de las setas y hongos es primordial para los amantes de estos delicados productos gastronómicos, una práctica difícil de adquirir ya que el aspecto y forma de las setas varía debido a la influencia de los agentes climatológicos y puede llevarnos a confusión.

¡Para un ojo inexperto es muy fácil confundir una seta con otra!  

Cualquier aficionado a la micología que se precie y no quiera salir mal parado ha de conocer los tipos de setas comestibles y diferenciarlas de otras setas muy parecidas pero que presentan diferentes grados de toxicidad o pueden incluso ser mortales.

Podemos clasificar los hongos en superiores e inferiores. Al aficionado a la micología le interesan los hongos superiores, aquellos que tienen un tamaño visible para el ser humano. Morfológicamente podemos diferenciar en ellos un cuerpo principal o micelio formado por filamentos o hifas que no son visibles por encontrarse bajo la tierra, musgos o bajo la corteza de los árboles.

Valle del Jerte en otoño
Valle del Jerte en otoño
Cuando las condiciones medioambientales son adecuadas el micelio se desarrolla y podemos observar la seta o carpóforo. La seta brota de la tierra para reproducirse por medio de las esporas que se expandirán en el entorno hasta cruzarse con otras esporas de diferente sexo y producir nuevas setas. Es muy importante conocer la morfología de las setas para poder clasificarlas correctamente.

El aficionado a la micología debe ser consciente de la dificultad para reconocer y clasificar adecuadamente cada familia de setas dada la similitud que hay entre ellas, por eso debe conocer las claves morfológicas de cada especie para realizar un diagnóstico seguro y fiable de cada ejemplar que tiene entre sus manos. 

Al buscador de setas y hongos le interesa conocer las especies comestibles, ya que bien identificadas y cocinadas adecuadamente constituyen un alimento primordial que el ser humano usa ya desde la época del Imperio Romano, con una vista, unos aromas y sabores excepcionales.


Paisaje del Valle del Jerte en otoño
Paisaje del Valle del Jerte en otoño
EN EL PLATO
A veces es mejor ir a lo seguro. Algunos restaurantes del Valle del Jerte ofrecen en su carta durante el otoño platos elaborados con hongos y setas. Estos platos son creaciones culinarias incluidas en los menús de las Jornadas Gastronómicas Pastoriles que se celebran durante La Otoñada. 

(La Otoñada es una programación de fiestas, cultura, deporte y gastronomía en los once pueblos de la comarca que se desarrolla cada año entre finales de octubre y mediados de diciembre)

BUSCAR SETAS DE LA MANO DE GUÍAS EXPERTOS
También existen en el Valle del Jerte empresas de turismo activo que ofrecen a sus clientes rutas micológicas para recoger setas. Te recomendamos dos de ellas: Rutas micológicas en Alberjerte y Garganta de los Infiernos Actividades en la Naturaleza.

Jornadas Gastronómicas Pastoriles. Valle del Jerte.
Plato de las Jornadas Gastronómicas Pastoriles
JORNADAS MICOLÓGICAS VALLE DEL JERTE
Durante  La Otoñada también se desarrollan las Jornadas Micológicas del Valle del Jerte con una programación de senderismo micológico, talleres/charlas/coloquio de identificación de especies, exposiciones de micología, muestras de las diferentes variedades de la zona.

Estas jornadas son a su vez una puesta en valor y difusión de la gastronomía ligada a este singular producto mediante la elaboración culinaria y degustación de tapas micológicas y actividades de animación.

DÓNDE DORMIR
Casas rurales, apartamentos, hoteles, hostales, albergues, bungalows... contrátalos directamente con los pequeños empresarios y ahorra. Apoya el desarrollo sostenible de la comarca. Puedes elegir tu alojamiento en este enlace. Con la garantía de TUJERTE, la Asociación de Turismo del Valle del Jerte.

Si te gusta el OTOÑO,
amarás el VALLE DEL JERTE.

Alojamientos, restaurantes y empresas de actividades en: www.vallecereza.com

viernes, 14 de septiembre de 2018

Poesía y Leyenda

Valle del Jerte, Poesía y Leyenda

Un paseo de lujo (leyendas del Valle del Jerte)

Hay un valle precioso. Con vegetación frondosa
y mucha agua por todos lados. Es un lugar donde
es llamado Los Pilones, en la Garganta de los Infiernos,
recuerda la ruta de Carlos V, con un montón de marmitas,
donde las hadas y duendes, se acostumbran bañar.

Dicen por ahí habita el Gruñu, que si uno acerca,
le hace seguro, mal de ojo. Y se vuelve taciturno.

En cambio la Pomporriña, es un duende femenino,
la pobre poco asusta,  es flaca, de piel oscura y arrugada,
boca hundida y desdentada, una sola teta colgante
y el pelo todo greñoso. 

Ah pero el Zamparrón, conocido
como Zampón o Tragaldabas, ese sí es malo, come niños
y dicen se comió un ejército ¡hágame usted el favor…!
Menudo atracón se habrá dado…

Pero no tema, ya fue vencido por una hormiga, que se metió
nada menos en la oreja. Es que hay muchos pueblos que fueron
simplemente abandonados por tanta hormiga que llegara.

Por ahí es recordada la invasión de Napoleón,
cuando pasó a través de Jerte y El Torno.

No olvidar visitar Navaconcejo , donde según parece,
por aquello de la Inquisición,  fue a dar un padre en la cárcel,
entonces la hija, cada vez que  lo visitaba,
como nada permitían llevara para comer,
con sus tetas, era  ella quien lo alimentaba…

Por aquí para los devotos, se encuentran
infinidad de cristos y vírgenes. Así hay  en Cabezuela,
en Tornavacas y en Jerte. Como sea, digamos,
lo importante es caminar por el Valle
que como éste, ninguno y mire si hay otros muy lindos.

(Fuente: “Leyendas, historias y caminos”)
----------------------------------------------
En vallecereza.com encontrará toda la información para visitar el Valle del Jerte, alojamientos, restaurantes, empresas de actividades, y ofertas exclusivas,  con la Garantía de la Asociación de Turismo del Valle del Jerte.

domingo, 2 de septiembre de 2018

El Techo de Extremadura

Autor: LosK2delasKumbres vía wikiloc
Autor imagen: LosK2delasKumbres vía wikiloc
La dilatada superficie extremeña, en gran medida acaparada por la penillanura, tiene en las sierras del Valle del Jerte sus cotas más elevadas.

Aquí se localizan las cimas del relieve extremeño, presididas por la estirada mole granítica de El Calvitero, que con sus 2.401 m. de altitud se erige en el auténtico “Techo de Extremadura”.

El eminente Calvitero se impone como vigía insomne de la larga noche de piedra en que adormece el Valle. La soledad reconcentrada de los cantiles pétreos escolta perennemente al guardián de estos espacios desnudos. Tan sólo suelen cubrirse con la delicada capa de nieve que el generoso invierno serrano confecciona cada año. Al concluir la estación primaveral, del níveo manto restan aún algunos vestigios atrapados en las ventisqueras. Entonces es cuando se percibe el semblante esmerilado de las cumbres -una sucesión de agujas y riscos- en la lontananza azulada.

Picos que rodean fraternalmente al rey de las alturas extremeñas -el mencionado Calvitero- sabedores de su condición de hermanos menores, aunque orgullosos de su elevada alcurnia, que les otorga puestos destacados en el horizonte jerteño: El Torreón (2.374 m.), Canchal del Turmal (2.339 m.), La Nijarra (2.214 m.) y el Risco de la Campana (2.091 m.).

Frente a estas cumbres, en término municipal de Tornavacas, se levanta el macizo gredense, que envía a tierras extremeñas altísimas ramificaciones que superan los dos mil metros, como en el caso de La Covacha (2.399 m.) y Castilfrío (2.307 m.).

Se advierte un considerable rebaje altitudinal hacia el sur, de forma escalonada y suave, con protagonistas como el Risco de Villavieja (913 m.) o el Cancho Pinote (802 m.).

Encaramados a los altos corredores serranos, la panorámica ofertada de la cuenca jerteña resulta majestuoso, imponente. En primer término, se aprecian las repentinas paredes forestadas, que bajan amenazantes hasta el fondo aluvial. Los pueblos se esparcen por la hondonada o se ven caseríos aferrados con firmeza a las laderas empinadas.  A lo lejos el brillo del embalse del Jerte.

Hasta las cumbres asciende un aire cargado de aromas vírgenes que exhalan los carabones, brezos y otros arbustos removidos por los vientos serranos. Parajes agrestes reservados a los espíritus con aspiraciones cimeras, a los pocos que se atreven a escalar hasta lo más elevado, a las cúspides de las montañas extremeñas, sacralizadas desde la contemplación de quienes sólo discurren por la cuenta del Valle.

--------------------------------------------------------------------------------
En vallecereza.com encontrará toda la información para visitar el Valle del Jerte, alojamientos, restaurantes, empresas de actividades, y ofertas exclusivas,  con la Garantía de la Asociación de Turismo del Valle del Jerte.
 
Valle del Jerte. Vallecereza

DESTACADO:

Otoñada 2019, Valle del Jerte. Programación.

Otoñada 2019. Valle del Jerte PROGRAMACIÓN OTOÑADA 2019 XVII edición Del 26 de octubre al 10 de diciembre. Como cada año, des...

Blogging tips